¿Has escuchado hablar de esta estrategia clave? Conoce mejor a tus clientes y trabaja de una manera afectiva. Quédate para conocer más acerca de este método

Cuando nos referimos a un embudo de ventas, nos referimos a las etapas en el proceso de venta, desde el principio hasta el fin, por las cuales nuestros posibles clientes atraviesan, midiendo su comportamiento en cada una de ellas hasta que se completa la venta. 

Este proceso nos sirve para conocer desde cómo llegan nuestros usuarios, hasta lo que hace que se queden y se interesen lo suficiente en el producto para adquirirlo. Es lo que nos dará las respuestas para crear un camino efectivo para tener un cierre de ventas exitoso. 

Ahora bien, adentrémonos un poco en cada una de estas etapas para comprender un poco más todo este proceso. 

Engancha a tus usuarios

Siendo esta la primera etapa, es de vital importancia. En este paso, es cuando nuestros usuarios comienzan a conocer nuestra marca por diferentes medios: redes sociales, páginas web, blogs, referencias, anuncios, etc. 

El objetivo de esta primera etapa es atraer la atención de nuestros usuarios lo suficiente para dejar sus datos de contacto.

Identifica a tus usuarios

Una vez que contamos con los datos de nuestros usuarios, es momento de clasificarlos. Esta parte del proceso es fundamental debido a que nos ayuda a identificar si estos usuarios pueden ser o no clientes potenciales para nuestro servicio o producto.

¿Están tus usuarios interesados? Descúbrelo 

Ya que tenemos identificados a nuestros posibles clientes, es momento de definir si están o no interesados en nuestros productos. 

Esto es lo que trabajamos en esta etapa, descubrir si estos clientes se sienten genuinamente atraídos por nuestro servicio o producto para comenzar a manejarlos como oportunidades de negocio con nuestras ofertas o facilidades. 

Mide su interés 

En esta parte del proceso, es cuando empezamos a conocer a nuestro usuario. 

Aquí, es el momento de medir qué tan dispuesto está para adquirir nuestros productos o servicios, pero, ¿cómo lo hacemos?

Hay muchas formas de hacerlo, pueden ser desde encuestas a sus correos, llamadas, hasta la medición de visitas en sitios web o anuncios. 

Concluye un proceso

Y es así que una vez que obtenemos toda esta información y usamos nuestros recursos para llegar al cliente indicado, podemos concluir el proceso de venta de forma exitosa. 

Ahora bien, este proceso puede tener implícitos muchos beneficios si lo ejecutamos de forma correcta. Algunos de ellos son: 

  • Incremento de ventas
  • Medición de visitantes en medios digitales
  • Conocimiento de tú usuarios
  • Un menor margen de error 
  • Agilidad de la productividad de tu negocio

Por todo esto y más es que usar el embudo de ventas en tus estrategias resulta ser una de las mejores opciones para concluir de forma exitosa el proceso de ventas, eso sin mencionar los beneficios internos que trae para tu empresa o negocio. 

¿Te ha gustado esta información? Visita nuestro sitio web para conocer más sobre nosotros y síguenos en nuestras redes sociales para tener más contenido de este estilo y ser parte de la liga.